La damisela en apuros y el príncipe azul (parte II)

Imagen

PARA MUCHOS HOMBRES, la damisela en peligro todavía existe aunque parezca increíble creerlo ¿Por qué, si no, habría tantos intentando rescatarla?

¿Reconoces el tipo? Puede que tú mismo seas uno de ellos. Si es así, prepárate mentalmente para aceptar la verdad: los príncipes azules han pasado de moda! Simplemente porque las damiselas ya pueden cuidar de ellas mismas. Sin ayuda de nadie.

Tú sigues deseando ser el príncipe azul. Eres una persona normal, el clásico chico bueno pero “con un toque”  que sueña con ser el gran héroe, que va cabalgando en su coche, bicicleta o motocicleta (depende de lo que tengas) para salvar a la bella princesa en apuros. Tratas de vivir de acuerdo con un código anacrónico autoimpuesto de la caballerosidad y la galantería. Atraído por las mujeres con problemas, deprimidas, necesitadas o “en graves dificultades”, estas convencidos de que puedes “rescatarlas” de ellas mismas.

Tú, el caballero blanco, te llevas por las más puras motivaciones y vives con la esperanza de “salvar” a las mujeres por un sentido de altruismo heroico y sin esperar otra recompensa.

Después de encontrar y salvar a tu dama, como un verdadero príncipe azul esperas tu recompensa: ella tiene que darte hijos, cocinar para ti, limpiar; básicamente tiene que servirte a ti y solamente a ti, sin preguntas, ni condiciones por el resto de tu vida.

Querido caballero, espero que entiendas una cosa: atrás han quedado los días en que el hombre cabalgaba a la batalla delante de sus tropas. En estos días el líder gobierna desde la comodidad y seguridad de sus oficinas.

Nosotras, las mujeres reales, ya no necesitamos ser salvadas, ya no somos indefensas sino fuertes e independientes.

Es por ello que buscamos una pareja que nos entienda, nos acepte y nos vea como personas reales, activas, capaces de tomar decisiones.

El único caballero que aceptaremos en nuestras vidas es al valiente Jordi que montando su caballo, se enfrentó al dragón, lo mató con su espada y salvó a la princesa. El nos permite disfrutar de una rosa delicada el mismo día, cada año

Feliz día de Sant Jordi!

Foto: http://les-passions-de-moune17.eklablog.com/quelques-nouvelles-a103910418

Anuncios

13 pensamientos en “La damisela en apuros y el príncipe azul (parte II)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s