¿No estás cansado de correr?

Imagen

Reconozco que he perdido muchísimo tiempo. Tiempo precioso que, en vez de utilizarlo disfrutando con las personas que me aman (y que afortunadamente no son pocas) desperdicie corriendo detrás de personas que no valían la pena porque simplemente no tenían intención de quedarse en mi vida, de amarme o ser mis amigos.

Supongo que no soy la única. ¿Cuántos de vosotros tenéis amigos que nunca llaman? ¿Qué siempre se olvidan de los cumpleaños y solamente aparecen cuando necesitan algo? Esas personas eternamente ocupadas que no se preocupan por mantener un vínculo de ningún tipo.   

Esas personas con las cuales, para tener una relación, hay que estar siempre buscando y rogando que hagan un poco de tiempo para salir, para pasar el tiempo o para hablar.

Yo he conocido muchísimas personas así en mi vida. Y hasta hace poco, pensaba que mi deber, como amiga era hacer todo el posible por mantener esa relación, por lo tanto era siempre la que llamaba, la que recordaba los cumpleaños, la que preparaba las salidas, etc.

Creo que lo he dicho antes. Estaba constantemente participando en una maratón. Corriendo incansablemente para alcanzar a personas que a su vez estabas corriendo para alcanzar a otras.  El problema, cuando estas corriendo, es que no ves nada a tú alrededor porque estás demasiado concentrado y es precisamente lo que me pasó a mí: no pude ver la gran cantidad de personas  maravillosas que tenia a mi alrededor porque solamente soñaba alcanzar a los que estaba persiguiendo.

Estaba muy equivocada.

Ahora entiendo que no podemos forzar nada. No vale la pena. Forzar algo es emocionalmente agotador. Además, está claro que los buenos amigos y la familia harán un esfuerzo y al resto hay que dejarlo ir. Es así de sencillo.

Cuando la persona adecuada entra en tu vida, ya sea para que se convierta en tu amigo o en tu pareja, todo el universo conspira para que esa relación dure. No hay drama alrededor de esa persona, no hay lucha sino igualdad en todos los sentidos.

No repitáis mis errores. Si una persona no quiere ser parte de vuestra vida, dejadlo ir aunque sea vuestro único amigo.

Es siempre mejor estar solo que mal acompañado y una persona que está a vuestro lado con el cuerpo y no con el alma nunca podría ser una buena compañía.

Foto: http://doktori.mk/

Anuncios

Un pensamiento en “¿No estás cansado de correr?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s